reformar muebles viejos

El paso del tiempo deja marcas por todas partes, incluso en los muebles que tenemos en casa: el óxido, las grietas en el cuero de los sofás o las manchas persistentes en la tapicería son pruebas del uso diario de los objetos que guardamos en nuestros hogares durante años. Aunque a veces pueda parecer que un mueble está tan desgastado que necesita ser sustituido, no siempre es así.

De hecho, antes de comprar unos nuevos, hay una serie de técnicas prácticas que puedes probar para dar una segunda vida a los muebles. No todo tiene que ser muevo dentro de tu reforma, las reformas de muebles también incluye reciclar algunos objetos

En este articulo te ayudamos a que sepas las formas en que puedes arreglar tus muebles viejos, que no quieras tirar a la basura, porque son importantes para ti.

reformar muebles viejos

Eliminar las manchas de grasa de los tejidos

Antes de decidirse a cambiar la tapicería o de tirar un sofá que aún está en buen estado pero dañado por manchas de grasa y aceite, pruebe a frotar tiza blanca y a eliminarla con un paño húmedo.

Si quieres una mejor reforma puedes cambiar la tela de estos muebles, en caso de que tengas hoyos o estén demasiado sucios o manchados. Para colocar nueva tela elige colores un poco as oscuros y prueba usando cubre muebles para protegerlos.

Contra las grietas en los sofás de cuero

Si no se trata con regularidad, la piel del sofá puede estropearse y agrietarse, lo que le da un aspecto realmente antiestético, pero existen kits de reparación con el llamado cuero líquido, con el que puede devolver el brillo a sus muebles. Para el mantenimiento rutinario, considere la limpieza con una leche nutritiva.

Recuerda comprar los productos adecuados para limpiar el cuero de tus muebles, olvida los limpiadores convencionales si tus muebles recuperables son de cuero.

reformar muebles viejos

Qué hacer con muebles oxidados

Las formaciones de óxido más superficiales pueden tratarse con un ácido no demasiado fuerte, como el que contiene el zumo de limón.

Basta con cortar un limón por la mitad y frotarlo en las zonas afectadas, y luego utilizar una esponja ligeramente abrasiva humedecida con agua.

Si hay algún mueble que puedas o quieras conservar y está oxidado, sumérgelo en un recipiente con agua y zumo de limón durante un rato y luego pasa una esponja metálica por encima.

Hay muebles que son muy útiles para algunos espacios pero están oxidados, una vez que elimines el oxido pueden pintarlo o ponerle laca para usarlos como nuevos.

Para tratar una superficie de suelo dañada

Cuando el suelo esté dañado por marcas superficiales, trátelo con una mezcla de una cuarta parte de aceite y tres cuartas partes de vinagre: basta con verterla en un paño y frotar el suelo para que quede como nuevo.

Existen pisos de distintos materiales, por lo que hay que tratarlos de forma variada de acuerdo al material que haya que reformar, los productos adecuados para cada uno dependerá del tipo de de suelos que desees reformar.

Para utilizar las baldosas antiguas

reformar muebles viejos

Si te sobra un trozo de azulejo de un trabajo, puedes utilizarlo como revestimiento de una mesa vieja, sólo necesitas un poco de pegamento y tendrás un nuevo mueble de aspecto rústico.

Los azulejos son muy útiles para reformar superficies en la cocina o en los baños decide que puedes reparar o que mobiliario es adecuado para este material, también puedes preguntar a tu contratista.

Para ocultar rayones en la madera

Para los rayones más leves en la madera, existe una solución que quizá no todo el mundo conozca, que consiste en frotar con firmeza un grano de nuez en la zona dañada.

Tras humedecer simplemente un paño suave, pásalo por los arañazos: parece que las partículas de la nuez y el aceite producido por la fruta pueden rellenar el arañazo.

En las tiendas podemos encontrar un gran numero de productos para reformar la madera de muebles, barniz o líquidos que nutren los muebles.

Revivir muebles antiguos

Es la solución más habitual, pero no siempre pensamos en ello: pintar un mueble viejo del que nos hemos cansado con unas cuantas manos de pintura puede ser la solución para revivirlo y dar un toque de novedad al ambiente.

Los muebles viejos de madera se pueden pintar o teñir y estar como nuevos si sabes elegir los colores que conviene con el resto del ambiente.

Cambiar algunos detalles de los muebles

Cuando un mueble lleva mucho tiempo con nosotros, o quizás es un regalo que no podemos rechazar pero que nos parece aburrido, antes de desprendernos de él, siempre podemos pensar en un pequeño cambio de imagen: cambiando detalles como los tiradores, añadiendo toques de color aquí y allá o aplicando recortes de papel pintado, podemos cambiar el aspecto del mueble para transformarlo finalmente en algo que realmente nos guste.

A veces, un pequeño cambio como éste es suficiente para dar a una habitación un ambiente totalmente nuevo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba